Home | Blogs | Foros | Registrate | Consultas | Miércoles 17 de julio de 2019
Usuario   Clave     Olvidé mi clave
     
Ir a la página de inicioIr a los Blogs
Mi Perfil
EDITORIAL HYLAS LOPEZ EUGENIO JOSE
CAPITAL FEDERAL - ARGENTINA
Editorial Hylas

De Eugenio J. López

Experiencia y compromiso en Ediciones de Autor
Tiradas a partir de 200 ejemplares
Encuadernación binder o cosidos con hilo
Asesoramiento, corrección de textos, presentación de la obra


Celular: 153006-9371
editorialhylas@yahoo.com.ar
www.tomasyminu.lectivo.com.ar
www.escribirte.com.ar/blogs/editorialhylas



Archivo de entradas | Mostrar datosDesplegar
Ocultar datos Agosto 2012
PRESENTACION LIBRO: ¿ALGUIEN SE PARECE A MI?, DE ORIANA LOPEZ SALINAS -
Mostrar datos Julio 2012
Mostrar datos Septiembre 2011
Mostrar datos Julio 2011
Mostrar datos Junio 2011
Mostrar datos Mayo 2011
Mostrar datos Septiembre 2010
Mostrar datos Julio 2010
Mostrar datos Mayo 2010
Mostrar datos Abril 2010
Mostrar datos Marzo 2010
Mostrar datos Febrero 2010
Mostrar datos Diciembre 2009
Mostrar datos Septiembre 2009
Mostrar datos Agosto 2009
Mostrar datos Junio 2009
Mostrar datos Mayo 2009
Mostrar datos Abril 2009
Mostrar datos Marzo 2009
Mostrar datos Febrero 2009
Mostrar datos Enero 2009
Mostrar datos Diciembre 2008
Mostrar datos Noviembre 2008
Mostrar datos Octubre 2008
Mostrar datos Septiembre 2008
Mostrar datos Agosto 2008
Mostrar datos Julio 2008
Mostrar datos Junio 2008
Mostrar datos Mayo 2008
Mostrar datos Abril 2008
Mostrar datos Marzo 2008
Mostrar datos Febrero 2008
Mostrar datos Enero 2008
Mostrar datos Diciembre 2007
Mostrar datos Noviembre 2007
Mostrar datos Octubre 2007
Mostrar datos Septiembre 2007
Mostrar datos Agosto 2007
Diseño web

Últimos comentarios de este Blog

05/06/15 | 10:51: Flor dice:
Hola! necesito citar esta ponencia de Cortázar para un trabajo, sabés si se publicó en algún lado? Gracias! Saludos, Flor
01/06/15 | 23:02: Alejandra dice:
Mi consulta es saber si es posible que la escritora Laura Devetach pueda estar presente en nuestra Feria del libro. La invitación es para conocerla aún más y poder mostrarle y contarle todas las actividades en torno a la lectura que realizamos y sobretodo disfrutar de su presencia, tan valiosa para nosotros. Somos de un pequeño pueblo de la pcia. de Córdoba y contar con alguien tan especial y conocida por los alumnos es muy importante, ya que no es frecuente que nos sucedan estas cosas. Muchas gracias por leer esto y desde ya esperamos una bella respuesta. Saludos.
14/04/15 | 05:01: Lololo dice:
Mierda tu
Vínculos
www.lectivo.com.ar
www.escribirte.com.ar/blogs/editorialhylas
www.dunken.com.ar
www.campusdigital.com
http://www.redescritoresespa.com
EDITORIAL HYLAS
Guía de Buenos Aires (una ficción) Guía de Buenos Aires (una ficción)


Buenos Aires es nao y misterio. Una damisela nacida entre el viento y la garúa. La ciudad ... Ampliar

Comprar$ 90.00

Escuchá Radio De Tango

EDITORIAL HYLAS



Editorial

Hylas

De Eugenio J. López

Experiencia y compromiso en Ediciones de Autor
Tiradas a partir de 200 ejemplares
Encuadernación binder o cosidos con hilo
Asesoramiento, corrección de textos, presentación de la obra

Teléfono: 20568277
Celular: 153 006 – 9371
editorialhylas@yahoo.com.ar
www.editorialhylas.com.ar
www.escribirte.com.ar/blogs/editorialhylas




Escribí un comentarioEscribí tu comentario Enviá este artículoEnvialo a un amigo Votá este artículoVotá este texto CompartirCompartir Texto al 100% Aumentar texto

MI MANO DERECHA, de Jorge Ramón



Esta no es la biografía de mi mano derecha. Pero se le parece bastante.

En realidad es la historia de la relación de mi mano derecha con la Gladys.

Voy a empezar a contar las cosas desde el principio, porque me parece la mejor manera de empezar a  contar las cosas.

La Gladys siempre fue una negrita muy linda, muy simpática. Pero un poco atorranta. Buena, buena mina, pero un poco atorranta, por decirlo de una manera elegante.

Cuando nos juntamos, mil veces le dije que no me gustaba que estuviera atorranteando por la calle y mil veces le dije que  no me gustaba que anduviera con esa minifalda, que parecía una puta.

Hasta que una noche, palabra va, palabra viene, me terminé calentando y mi mano derecha le pegó el sopapo que hacía mucho se venía mereciendo. Es sabido que, un buen sopapo, pegado a tiempo, a cualquier mujer le acomoda  las ideas.

La Gladys se quedó dura, como congelada, se le empezaron a caer las lágrimas y ahí me conmovió. Uno tiene su corazoncito, que joder. Yo me arrepentí y mi mano derecha la empezó a acariciar. Y caricia va, caricia viene, al final terminamos en la cama y mi mano derecha le hizo lo que a ella tanto le gustaba que le hiciera.

Pero la Gladys era así, orgullosa, terca, cabeza dura. Y si hay algo que yo no tolero es que me desobedezca una mina.

El segundo sopapo ya no fue una advertencia. Mi mano derecha, pesada, le mostró quien manda en la casa, quien lleva los pantalones.

Yo reconozco, puede ser que se me haya ido un poco la mano. Cuando vi que le salía mucha sangre y que le había bajado un diente, enseguida me arrepentí. Mi mano derecha le alcanzó un pañuelo para limpiarse la sangre y le secó las lágrimas.

Llevándome la mano derecha al corazón le pedí perdón sinceramente, y le expliqué que uno es hombre, que un hombre es un hombre y  lógicamente exige que se lo respete como tal.

Como ella no paraba de llorar y de sangrar, levantando mi mano derecha le juré y le perjuré que nunca más le levantaría la mano. Pero que ella también tenía que poner lo suyo. Tenía que colaborar.

Cuando el hombre llega de trabajar, pretende que la mujer lo esté esperando con el matecito listo y, si se puede, con unos biscochitos caseros. Como la reina de la casa.

Como lo hacía mi vieja. Creo que es lógico, creo que no es mucho pedir.

Pero no, con ella no había caso. Por eso,  estas situaciones tan desagradables para mi, se volvieron a repetir varias veces.

Mi mano derecha iba y venía sobre la cara de la Gladys. Y eso que, como ya dije, yo tengo la derecha pesada.

La Gladys terminaba con el labio partido o con un ojo cerrado que trataba de disimular, al otro día,  con los anteojos negros. Pero yo no sé si me lo hacía a propósito para hacerme calentar o lo hacía de cabeza dura o de puro puta nomás. Pero no había manera de domarla.

Y yo no le quería pegar, porque yo a mi mujer la amaba, que digo la amaba, yo a la Gladys la adoraba. Pero el macho de la casa es el macho de la casa, y ella tenía que entender, que joder.

Para colmo, la flaca era orgullosa como ya dije y contestadora, muy contestadora.

Una tarde que me hizo perder la paciencia,  mi mano derecha, en realidad mi puño derecho, le dio de lleno en la boca del estómago. La muy turra me hizo pegar un susto

bárbaro, parecía que no podía respirar, se quedó  arrodillada en el piso, sin aire por el piñazo, que fue fuerte en serio.

Pero no había caso, ella parecía que no entendía castellano, yo le gritaba: “¿decime, vos no entendés castellano, en que idioma te tengo que decir las cosas?”

La noche que amenazó con irse de la casa, la piña que le di en la cabeza juro que me dolió más a mí que a ella, me quedó la mano derecha a la miseria. Ella cayó como desmayada y ahí me asusté en serio. No reaccionaba por más que yo le gritaba. Recién después de un par de sopapos reaccionó y la llevé a la cama.

A la noche siguiente fue lo bravo. Yo  llegué, la comida no estaba lista y, cuando la fui a encarar, la muy hija de puta agarra un tramontina y me dice que si me acerco me mata.

Yo no lo podía creer. Que mi mujer, que la mujer a la que amaba, la luz de mis ojos, me hablara de esa manera. Que me estuviera amenazando con un cuchillo.

Rápido como un rayo, con mi mano derecha le agarré fuerte la mano y le pedí, le rogué que se tranquilice.

Ella se puso a gritar como loca, no largaba el tramontina y no me dejó otro remedio, le torcí el brazo flaco  hasta que soltó el cuchillo. Cuando me puteó y me quiso arañar, sentí que ya se había pasado de la raya y que, como hombre, no podía permitirle que me faltara el respeto de esa manera.

Me enceguecí y mi mano derecha hizo lo único que quedaba por hacer: la agarré bien fuerte del cuello y la empecé a apretar con toda mi bronca.

Al principio ella tiró un par de manotazos, el último ya sin fuerzas justo cuando se le doblaban las piernas.

Vi como me miraba fijo, con odio.

Pero mi mano derecha, la que tantas veces la había acariciado, la que conocía todos los rincones del cuerpo flaco de la Gladys, la que tantas veces la había hecho gozar como a una perra, esta vez siguió apretando y apretando. La Gladys tirada en el piso de la cocina ya no gritaba, ni se movía. Quedó inmóvil, con los ojos muy abiertos y mirándome fijo.

Murió odiándome a mi y a  mi mano derecha y lo que más bronca me da... murió sin respetarme como hombre, sin respetar al macho que tanto la amaba.

Autor: Jorge Ramón

En su libro: El regreso y otros cuentos

Alunmo en al Centro Cultural Lino Enea Spilimbergo

PCB - Ministerio de Cultura - GCBA

 

 

 

 


Calificación:  Malo Regular Bueno Muy bueno Excelente Excelente - 1 voto  - Ingresá tu voto

Comentarios de nuestros lectores - Escribí tu comentario
01/08/12 | 20:14: Juan Jose Santiago dice:
Muy bueno Jorge! Si bien la trama es conocida y lamentablemente ha vuelto a tomar cuerpo en estos últimos tiempos, fuiste llevando la historia con crudeza y con expectativa hasta el final, que no hace más que ratificar el machismo que hoy todavía sigue existiendo en nuestra sociedad. Felicitaciones!
jjsantia@gmail.com
 
27/07/12 | 13:30: EDITORIAL HYLAS dice:
Felicitaciones Jorge. Excelente cuento.
editorialhylas@yahoo.com.ar
 
Últimas entradas del mes
27/07 | 13:27 MI MANO DERECHA, de Jorge Ramón
31/07 | 08:32 TALLER ANNA QUERO NAVARRO Y EUGENIO J. LOPEZ
10/07 | 10:41 K 24 EN RADIO AM 690 - PROGRAMA: PRETEXTOS...
27/07 | 00:49 Nueva Inscripción a los Talleres 2° Cuatrimestre 2010
01/07 | 09:14 CONCURSO DE POESIA CENTRO CULTURAL COLEGIALES
30/07 | 12:23 CONCURSO LITERARIO - EDITORIAL HYLAS -
30/07 | 12:19 Lejana, de Graciela Errecart
29/07 | 18:21 Verte hoy, de Roberto Weigel
28/07 | 16:39 CUENTOS CON PANZA 2008
28/07 | 16:36 ANTOLOGIA - EN VOZ BAJA -
28/07 | 15:39 ANTOLOGIA - PALABRAS SIN TIEMPO -
18/07 | 11:31 JULIO CHAVEZ
18/07 | 11:15 TEATRO ORFEO - PRESENTA -
17/07 | 10:49 CALCOMANIA, de Roberto Jorge Santoro
16/07 | 12:04 PRESENTACION ANTOLOGIA - PALABRAS SIN TIEMPO -
16/07 | 12:02 CONCURSO EDITORIAL HYLAS
16/07 | 11:59 JUANA DE IBARBOUROU
11/07 | 11:54 ALICIA SUSANA GOMEZ
08/07 | 14:56 PALABRAS PARA LA ANTOLOGIA - PALABRAS SIN TIEMPO -
08/07 | 12:09 PRESENTACION ANTOLOGIA - PALABRAS SIN TIEMPO -
04/07 | 13:17 CONCURSO EDITORIAL HYLAS


Radio La Quebrada Radio de Tango Indexarte Escribirte OccidentesEscuchanos
Noticias | Efemérides | Novedades | Ventas | Biografias | Textos | Audio | Recomendados | Entrevistas | Informes | Agenda | Concursos | Editoriales | Lugares | Actividades | Blogs | Foros | TiendaFundación | Letras de Tango I | Letras de Tango II | Contacto | Boletín
© 2006-2019- www.escribirte.com | Todos los derechos reservados   | Diseño Web | Canales RSSRSS